¿Cómo hacer blísters de monedas?

02 de Julio de 2020

Seguramente en casa tengas un bote o cajón repleto de monedas de poco importe, acumulándose desde hace años y no sepas qué hacer con ellas. Esto suele suceder con las monedas de cobre, de 1 y 2 céntimos, e incluso en algunos casos las de 5 céntimos, también. Estas monedas son las típicas, que a nadie le interesan y que solemos acumular después de pagar en los comercios y que en estos nos den el cambio. ¿Sabías que esas monedas acumuladas las puedes meter en blísters y llevarlas al banco? En este artículo te decimos cómo.

Cómo organizar las monedas en blísters.

Lo primero, haz un barrido por toda la casa para localizar todas las monedas perdidas y deslocalizadas, que tienes y que no utilizas para pagar. A pesar del poco importe de ástas, a penas unos céntimos, si las juntamos todas, probablemente el importe acumulado se convierta en una cifra nada desdeñable. Para ello, revisa bolsillos de la ropa, bolsos, cajones e incluso huchas. Te sorprenderá la cantidad de sitios en los que encuentras monedas olvidadas.

Divídelas por importes haciendo grupos, las 1 céntimo, las de 2 céntimos, las de 5 céntimos… Así con todas. Estamos seguros, que incluso te habrás encontrado monedas de 1 o 2 euros, que ni sabías que tenías. Lo siguiente es meterlas en blisters para organizarlas.

Los blísters son una especie de cartucho cilíndrico, del diámetro de la propia moneda, según la denominación de ésta, que sirven para organizarlas todas y poder calcular el importe acumulado con ellas. Gracias a estos blísters el conteo de monedas es mucho más sencillo, ya que en ellos únicamente cabe una cantidad de monedas preestablecida. Además, están fabricados en PET transparente y reciclable.  

Existe un blíster para cada moneda y su pertenencia viene previa y claramente marcada en el exterior de éste para que los usuarios sean capaces de identificarlas.

¿Cómo conseguir blísters para guardar monedas?

Hasta hace unos años, eran los bancos y cajas de ahorro los que se encargaban de suministrar a los clientes estos blísters para organizar las monedas y, después, poder ingresarlos. El motivo principal de facilitar a los clientes estos cartuchos para monedas, era el de facilitar el conteo a la hora de ingresarlas en la cuenta del cliente. A su vez, al final del día, la empresa de seguridad recogía los ingresos de estos blisters para llevarlos al Banco de España, sin tener que contarlas ni sacarlas de los mismos blísters.

Sin embargo desde 2015 los bancos dejaron de prestar este tipo de servicio, tras la comunicación por parte del Banco de España de la exigencia de contar las monedas antes del ingreso, de forma manual o por máquina contadora de monedas. En consecuencia, los blísters eran un gasto innecesario para los bancos, y por ello dejaron de entregarlos a los clientes.

Por lo tanto, en la actualidad, si deseas obtener blísters, debes hacerlo por tu cuenta, comprándolos en tiendas especializadas.  

¿Qué hago si tengo blísters con monedas?

Como ya hemos explicado antes, los blisters de monedas sirven para facilitar el conteo del dinero antes de ingresarlo en tu cuenta del banco. No obstante, a pesar de que ahora, en los bancos ya no los facilitan, los blísters siguen siendo una buena forma de organizar el dinero, transportarlo e ingresarlo o, si lo prefieres, cambiarlo por billetes.

Actualmente, si ingresamos las monedas en bolsas, para poder ver el ingreso reflejado en nuestra cuenta, debemos esperar 15 días hasta que la empresa de seguridad recoja las monedas del banco, las cuenten en el centro de procesamiento de monedas y reporte el conteo a nuestro banco. Por ello, en el caso de comerciantes y empresas, que no pueden esperar 15 días para disponer de ese dinero ingresado, emplean blísters, comprados por ellos mismos, para ahorrar tiempo y aprovecharse de sus ventajas.

Cabe tener en cuenta, que en 2015, FACUA avisaba de que los bancos habían comenzado a cobrar comisiones de entre 6 y 10 euros por el conteo de monedas para cambiarlas por billetes. Estas políticas depende de cada banco. Los hay que al contar una empresa de conteo de monedas cobran comisión a los clientes (es el caso de La Caixa), los que exigen una cantidad mínima para realizar el conteo gratuito (como en BBVA), o los que ofrecen este conteo gratuito únicamente a sus clientes (en el caso de Bankia).

Otras alternativas para los blísters, como ya hemos comentado, son las bolsas en las que almacenar cierta cantidad de monedas de un mismo importe hasta alcanzar el mismo acumulado, que se marcaban en los blísters. Aunque no son tan eficientes como los blísters. Además, para facilitar el conteo de monedas, tienes la alternativa con las máquinas de contar monedas, como las que tenemos en venta en nuestra tienda online.  

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *